Europa apuesta por la reutilización.

Madrid, 1 de febero de 2011.

En el décimo congreso internacional sobre reciclado de RAEE celebrado el pasado mes de enero en Salzburgo, la reutilización fue un tema de especial relevancia.

Los miembros de la comisión allí presentes expusieron la preocupación de las instituciones comunitarias por los residuos peligrosos que, bajo el paraguas de una supuesta reutilización, son destinados a países en vías de desarrollo para su posterior reciclado, sin adecuarse a la normativa comunitaria y sin tener en cuenta criterios medioambientales y de seguridad laboral.

Una de las ideas expuestas fue la elaboración de unos estándares de reutilización que regulen esta actividad en toda Europa. Con estas especificaciones se conseguiría no sólo garantizar que todos los residuos son tratados conforme a la directiva europea y poner freno a las exportaciones ilegales, sino también garantizar la seguridad de los usuarios de estos equipos que vuelven a ponerse en el mercado.

Por otro lado, la reutilización podría convertirse en un motor que generaría empleos en un sector que apuesta por la sostenibilidad. Según un estudio de la universidad de Manchester sobre residuos de hornos microondas generados en los hogares ingleses, un 21% de los equipos desechados funcionaban perfectamente, y más de un 26% podían ser reparados con unas mínimas operaciones de mantenimiento. El potencial de esta actividad es evidente.

La “basura electrónica” se está convirtiendo en la fuente de residuos que más crece en la unión europea. La reutilización es la mejor opción a considerar para los equipos al final de su vida útil, no sólo en términos medioambientales, sino también económicos.

Fuentes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *